¿Por qué contratar tu seguro mediante una correduría?

1. TOTAL INDEPENDENCIA. Una Correduría de Seguros mantiene su total independencia e imparcialidad a la hora de seleccionar las mejores condiciones para las  necesidades de su cliente. Consiguiendo una adecuada cobertura, dado que pueden ofrecer a sus Clientes productos y coberturas de cualquier Entidad Aseguradora.

2. SEGURIDAD. Las Corredurías de Seguros, están inscritos en el Registro Administrativo Especial de Mediadores de  Seguros de la DGSFP (Dirección General de Seguros y Fondos de Pensiones) y están sometidos constantemente y permanentemente  a surpervisión, control e inspección, debiendo ANUALMENTE informar de su actividad y resultados obtenidos.

3. ASESORAMIENTO PERSONALIZADO Y OBJETIVO.Un rasgo exclusivo y único de los Corredores de Seguros es el Análisis Objetivo. Antes de llevar a cabo la contratación de un seguro, un Corredor de Seguros realizará para su Cliente, un estudio y análisis que motive las opciones de seguro seleccionadas en función de su buen criterio profesional. El cliente tiene la completa seguridad de que su Corredor va a analizar siempre un mínimo de Aseguradoras, productos y condiciones, previo a la presentación de aquella oferta que mejor se adapte a sus necesidades.

4. REPRESENTAR AL CLIENTE FRENTE A LA ASEGURADORA. Otra de las funciones básicas de la Correduría de Seguros, es el fundamental papel de representación y defensa de los intereses de sus Clientes frente a las aseguradoras. La ley le otorga esta facultad con plena capacidad de negociación con las compañías en nombre y representación de sus Clientes en todo lo relacionado con sus contratos de seguros.

correduria

5. CAPACIDAD FINANCIERA. Las Corredurías de Seguros disponen de capacidad financiera, garantizada mediante un aval bancario y/o seguro de caución.

6. RESPONSABILIDAD CIVIL PROFESIONAL.  Las Corredurías de Seguro, disponen por Ley de Mediación de Seguros Privados, un Seguro de Responsabilidad  Civil Profesional como de al menos 1.800.000.-€ como garantía final, en caso de negligencia profesional.

7. CONOCIMIENTOS, APTITUDES Y EXPERIENCIA. Las Corredurías de Seguros, disponen de suficientes conocimientos, aptitudes y experiencia para el correcto desarrollo de su trabajo, dada su previa y obligada formación en materia financiera, aseguradora y legislativa.

8. GESTIÓN EFICAZ, SERVICIO POST-VENTA Y DEFENSOR DEL CLIENTE. El Corredor de Seguros asistirá permanente a su Cliente a lo largo de toda la vida de los Contratos de Seguros, controlando su ejecución y revisando constantemente que sigan adaptados a  las necesidades del Cliente y vigilando el correcto cumplimiento por parte de las Compañías de Seguros e informando de todas y cada una de las novedades legislativas que pudieran surgir y que fueran de obligado cumplimiento. Del mismo modo, los Corredores de Seguros ayudarán a sus Clientes en las gestiones para la acertada tramitación de los siniestros con las Compañías de Seguros. Además disponen de un departamento o servicio de atención al Cliente y/o de un defensor del asegurado para atender y resolver las quejas o reclamaciones que sus clientes pudieran presentarles.

¿Por qué contratar tu seguro mediante una correduría?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *